SIMEONI FABRICIO (1934 – 1974)

Guadalupe Palacio de Gómez transcribe la Ordenanza Municipal que establece porquE fue sustituido el nombre del pasaje ZABALA BRUNO MAURICIO de (1682-1736) quien ,  fue fuera designado gobernador desde (1717  a 1734),  dejando en los anales de la Colonia, gravado su nombre con hazañas e iniciativas que lo icieron inmortal.


La gobernación  del Río de la Plata que tenía como capital a la ciudad de Buenos Aires y dependía del Virreinato del Perú, subsistió  en el lapso comprendido desde 1618 a 1776, año en que obtendría por orden real  la categoría de Virreinato.


LA MUNICIPALIDAD DE ROSARIO : HA SANCIONADO LA SIGUIENTE ORDENANZA (N" 9.138)


Concejo Municipal: Vuestra Comisión de Gobierno y Cultura ha tomado en consideración la nota presentada por el Dr. Marcelo Scalona y otros vecinos de la ciudad, mediante la cual solicitan se cambie el nombre del Pasaje Zabala por el del Poeta Fabricio Simeoni.


Se fundamenta el presente en las siguientes consideraciones: "Que habiéndose producido el día 14 de octubre del corriente el fallecimiento del poeta y periodista de la ciudad, don Fabricio Gabriel Simeoni (39), D.N.I. 23.790.678, hijo de esta ciudad (3 de marzo de 1974), declarado Artista Distinguido en 2005 por este Cuerpo ... y en 2007 también declarado Artista Ilustre de Santa Fe por la Legislatura Provincial a instancias de la Diputada Mónica Peralta.


Y Considerando: la vasta trayectoria artística y social del mismo, una obra de 14 libros publicados, cursos de periodismo y literatura en Biblioteca Popular Gastón Gori, Talleres Literarios en el IRAR y en la Unidad Penitenciaria Nro. 3 de Rosario, incontables participaciones y conferencias en escuelas y eventos relativos a la discapacidad, igualdad e integración de personas con capacidades diferentes.


Que su condición de discapacidad motriz severa desde niño y que su lucha y inestimable ejemplo de dignidad, resiliencia y valor del esfuerzo, el estudio y el trabajo;
Que el mismo poseía un extraordinario don de animar y aglutinar comunidades de artistas locales de distintas disciplinas (letras, música, plástica, cine, teatro, danza, etc),
generando innumerables espectáculos performances y eventos culturales de gran suceso y legado en la comunidad artística de la ciudad;
Que a buena parte de los ciudadanos de Rosario que patrocinó en este acto y
de la comunidad artística en especial, les parece menester conservar la memoria y legado del poeta Fabricio Gabriel Simeoni, poniéndole su nombre "Poeta Fabricio Simeoni" al Pasaje Zabala,a la calle de una sola cuadra, a la altura del 1 100, entre calles Mitre y Sarmiento.


Que la elección de esta calle en particular tiene un claro fundamento empírico, histórico y teórico: ese rincón de la ciudad alberga varios bares, comedores y bodegones nocturnos, desde Jekill, a Parrillita Norte, Berlín, Rincón Hispano, Club de Fun, Mc. Namara y Luna, donde el Poeta Fabricio Simeoni urdía sus proyectos y escribía su obra transitando la noche y esa calle de la ciudad poblada particularmente de escritores, cineastas, pintores, teatreros, bailarines.


Lo cual constituye casi un paseo específico del paisaje de un escritor, en este caso Simeoni, y, coincidiendo unánimemente la comunidad artística local, nadie transitó y potenció la musa artística de esa zona como el citado poeta. Baste la anécdota conocida por todos, de que últimamente acudía al lugar en ambulancia.
Que a todas luces el recuerdo memoria de Simeoni, de un modo explícito al nombrar esa calle, reforzará el sentido artístico de ese bello rincón de la ciudad, al tiempo que
conservará para bien de la comunidad el legado moral de un hombre que se sobrepuso de manera titánica a la mayor adversidad que se puede sufrir desde la infancia (recuérdese que Simeoni sufría atrofia espina1 progresiva), que desde los 6 años de edad le fue privando del más mínimo movimiento o autonomía de ellos, construyendo su persona, profesión y vínculos (tan sólidos y numerosos) moviendo solamente los ojos y la boca ...."

Por todo lo expuesto la Comisión eleva para su aprobación el siguienteproyecto de:
ORDENANZA


Artículo lº.-Desígnase con el nombre "Poeta Fabricio Simeoni" al Pasaje anteriormente denominado como "Zabala" de orientación E-O, ubicado en la manzana formada por las calles Mitre, Sarmiento, Catamarca y Tucumán, empadronada catastralmente en la Secc. l Manzana 52.


Art. 2º.- El Departamento Ejecutivo, por intermedio de las reparticiones correspondientes dispondrá la adecuada señalización del Pasaje nominado y la colocación de una placa con una sintética referencia biográfica de Fabricio Simeoni.
Art. 3º.- Comuníquese a la Intendencia con sus considerandos, publíquese y agréguese al D.M.(Digesto Municipal)
-Sala de sesiones, 05 de Diciembre de 2013-.

 

 

Bibliografía:
Ordenanza Municipal Nª 9138  de diciembre de 2013.

Zabala. Calle.Topografía:
Corre de E. a O. entre las calles Sarmiento Y Mitre.
Se le impuso ese nombre por Ord. 9138 de 2013.
Recuerda al poeta Fabricio Simeoni rosarino, autor de catorce libros, de una genialidad extraordinaria,  pese  a su físico indeleble  con capacidades diferentes desde su infancia.
                                 

Pasaje Zabala

El arquitecto José Mario Bonacci en Rosario Desconocida: “Pasajes y Cortadas” en  el diario La Capital,  edición del 18 de julio de 2004 expone: En los climas variados contenidos en la trama urbana, la cuadrícula interminable, la sucesión de situaciones y el aporte de la gente hacen que cada calle se convierta en un mundo, cada mundo con un universo en un calidoscopio variado, caprichoso y sugerente.

A la ciudad y sus partes, “la maduran el tiempo y su gente. El tiempo se  toma su tiempo y poco a poco en un extraño maridaje con la vida, con lo humano, se va conformando una característica, un rasgo que individualiza y distingue  de sus pares a una calle cualquiera aún en el mismo centro.

El pasaje Zabala entre Mitre Y Sarmiento a la altura del 400, aún conserva el adoquinado grueso con su textura tan particular y dos  construcciones centenarias, que los jóvenes de  hoy utilizan como lugar de representaciones de arte moderno, más música y distracción algo exageradas.


En ciudades que han sido paneadas al estilo dameros, sin calles sinuosas, pasadizos o callejones, la condena de la monotonía  sólo es alterada por la aparición de  pasajes,  a que invitan a quebrar el rumbo en mitad de una cuadra  para ingresar  a condición de dar sólo unos pasos, en un escenario tan diferente al de la calle que se transita.

Esa breve alteración de los rectos circuitos peatonales convierte muchas veces a espacios en verdaderos oasis en el corazón del centro urbano.