SAAVEDRA LAMAS CARLOS (1878 -1959)

Expone  Alejandro Olmos  Gaona  en un artículo "Saavedra Lamas  y el primer Premio Nobel argentino de la Paz: “El primer Premio Nobel argentino fue otorgado al entonces canciller del gobierno de Agustín P. Justo y su designación estuvo envuelta en una serie de intrigas y negociaciones que hoy cuestionan ese logro. La aparición de los archivos personales del galardonado Carlos Saavedra Lamas echan luz sobre los acontecimientos que rodearon este episodio sucedido en 1935".


Las razones del premio fueron El Pacto Antibélico y su actuación en las negociaciones por la paz del Chaco.


El Tratado de No Agresión y Conciliación, llamado comúnmente Pacto Saavedra Lamas pretendía articular un nuevo mecanismo eficaz para solucionar controversias pero a excepción del artículo 2° donde se proclamaba enfáticamente el principio de la no – intervención; las restantes cláusulas no resultaban nada originales.


La organización que se establecía para la paz no se diferenciaba mucho del tratado de conciliación Gondra de 1923 de inspiración chilena o de los tratados de Washington de 1929 de hechura panamericana..


El contenido más significativo de los artículos  ideados por Saavedra  Lamas serían los tres primeros: "condena a las guerras de agresión (sin definir a éstas) y resolución de zanjar todas las disputas por medios políticos; negativa a considerar como válida las adquisiciones  o las ocupaciones de territorios por la fuerza  y prohibición absoluta de toda intervención ya fuera diplomática o armada".


De esos principios,  los dos primeros habían sido aceptados de inmediato de una u otra manera por las repúblicas americanas, incluidos los Estados Unidos.
Carlos Saavedra Lamas fue hombre de rancia estirpe, hijo de Mariano Saavedra Zavaleta, que fuera senador, diputado y gobernador de la provincia de Buenos Aires durante dos períodos y bisnieto de Cornelio Saavedra, presidente de la Primera Junta de Gobierno del 25 de mayo de 1810.


En cuanto a su madre también provenía de una  familia patricia uruguaya, hija del político y diplomático Andrés Lamas quien tuviera singular protagonismo durante las negociaciones previas a la guerra de la Triple Alianza.


Raíces familiares que despertaron en él ambiciones intelectuales y de progreso en relaciones humanas como el casarse  en su juventud con la hija de Roque Sáenz Peña.

Dedicó su vida al estudio profundo de las Ciencias políticas, jurídicas y sociales que lo llevarían a desempeñar cargos como secretario de la Municipalidad en 1907, profesor de la Universidad de La Plata desde 1906 hasta 1918, de  la Universidad de Buenos Aires  y  de la de Filosofía y Letras donde creó la cátedra de Sociología.


 Diputado Nacional en dos períodos, ministro de Justicia e Instrucción Pública durante la presidencia de Victorino de la Plaza y de Relaciones Exteriores durante la de Agustín P. Justo.


A su vez presidió Asambleas en el exterior, demostrando  idoneidad y versación sobre derecho internacional, temas de legislación laboral, cuestiones económicas y una notable habilidad para el manejo de hombres y situaciones.


 En su momento fue cuestionada la entrega del Premio Nobel porque no revestía las condiciones de un político común sino que a su  inteligencia, se sumaba  vanidad por sus  orígenes,  presunción en el entorno en que se movía, más las especulaciones  por el logro del mentado premio.


Siempre estuvo convencido de que sus consideraciones  jurídicas eran más que suficientes para terminar con cualquier controversia,  y eso lo llevó a desoír consejos y sugerencias que no coincidieran con su rígida posición, más nuestro país debe reconocer que fue un prestigioso jurista además de producir interesantes trabajos como el Código del Trabajo, Reformas orgánicas  a la Enseñanza Pública, Tratados Internacionales de tipo social, y La concepción argentina del arbitraje y de la intervención.


Su labor de publicista  registra más  de treinta títulos, muchos de ellos de significativa importancia.

Murió en Buenos Aires el 7 de mayo de 1959, a los 80 años.


Explicita Alejandro Olmos Gaona en el art. “Saavedra Lamas y el Premio Nobel dela Paz: ”El triste destino final premio Nobel: “Después de tantos esfuerzos que movilizaron  a todo un ministerio y de la intensa actividad desplegada  por el canciller para obtener el Premio Nobel, el destino final de su símbolo no pudo ser más azaroso. Él nunca pudo imaginar que después de haber proclamado enfáticamente “que pertenece a la Nación Argentina” hubiera terminado en manos de un vulgar y desconocido coleccionista extranjero…

 

Nuestras pesquisas para  indagar sobre el destino del diploma y la magnífica medalla no dieron resultado alguno, pero si nos llegó una versión que circula en el ambiente numismático.


Carlos Roque Saavedra Lamas, hijo del canciller, llegó un buen día  a los comercio de compra y venta de oro de la calle Libertad (en Buenos Aires) a negociar la medalla.


Previa acreditación  de la procedencia, se compró la pieza por su peso en oro en la suma de 2.000 dólares estadounidenses, con la condición impuesta por el vendedor que la misma fuera fundida de inmediato. Indudablemente  no quería que se lo identificara.


El comerciante no sólo que no la fundió, sino que después de varios ofrecimientos la vendió a un coleccionista de Estados Unidos, en casi nueve veces del valor de compra.


Afortunadamente, antes de que la medalla  se fuera al exterior, el historiador y eminente numismático licenciado Arnaldo Ferrando la fotografió, y a su amabilidad debemos el único registro que queda del codiciado premio.


En cuanto al diploma, probablemente se negoció de la misma manera cuando el archivo fue desintegrado, teniendo el mismo destino que gran cantidad  de importantes colecciones, que fueron vendidas a cualquier precio debido al  al afán de lucro de desaprensivos herederos  a quienes nunca les interesó  el acervo histórico y cultural de la Patria.

 

Bibliografía:

Carlos Saavedra Lamas. Por la paz de las Américas. Buenos aires. Ediciones Gleizer.1937. Pág.397.

Olmos Gaona Alejandro: "Saavedra Lamas y el Premio Nobel de la Paz. Art. de la revista "Todo es historia" Año XXXIV. N°400. Noviembre del 2000.

 

Saavedra Lamas Carlos.  Pasaje. Topografía:

Corre de E. a O. desde 2700 hasta 2999 a la altura de Garzón 100Bis,paralela a Junín 2700.

Se le impuso ese nombre por D. 4669 del año 1977.

Recuerda al primer Premio Nobel argentino de la Paz, que fuera otorgado al eminente canciller del gobierno de Agustín P. Justo, doctor Carlos Saavedra Lamas (1878 - 1959).