RIVAROLA RODOLFO (1857-1942)

Cuando en 1937 el doctor Rodolfo Rivarola cumplió en pleno vigor físico y mental ochenta años de edad, la República le rindió un homenaje que pocas veces se ha rendido a alguien en vida, Rosario su ciudad natal no podía estar ausente y por mandato de una ordenanza municipal designó una avenida con su nombre. También se hizo presente el Colegio de Abogados con pergaminos que, unidos restantes del país formaron un álbum encabezado con las firmas deñl Poder Ejecutivo de la Nación encabezado con esta expresión.
"Fue en el diez y ocho de diciembre
de aquel año de gracia
-mil ochocientos cincuenta y siete-
cuando en la humilde villa del Rosario,
junto a la costa del inmenso río,
en noble cuna de remoto origen
un niño vino a luz, al que fue dado
el armonioso nombre de Rodolfo..."
Tal rezaban los primeros versos del poema "A los ochenta años del maestro Rivarola" que le dedicara Rodrigo Octavio.
Nos dice Francisco Cignoli: "Hijo de Enrique Rivarola y Rita Verdaguer nació en Rosario, aquel triunfador de la vida, humanista, juez, maestro, pensador, cultor de las bellas letras y de la poesía, de larga actuación proficua y ejemplar en la magistratura, en la cátedra y en el libro. Falleció en Buenos Aires, el 10 de noviembre de 1942.”
Hombre superior, dotado de erudición extraordinaria puesta al servicio del adelanto jurídico, moral y cultura de la Nación, vivió para la juventud, a la que le enseñó y orientó para la humanidad, predicando y difundiendo ideales de progreso, de cultura y de paz.
A los 39 años iniciaría en la Facultad de Filosofía y Letras, que acababa de fundarse, la enseñanza de filosofía, ética, metafísica, historia y derecho, decano de facultades, presidente de la Universidad de La Plata, "doctor honoris causa" de la Universidad de Río de Janeiro, fue también eficacísimo propulsor de la amistad panamericana y extracontinental, pues Rivarola trabajó permanentemente con la intelectualidad argentina ante los países hermanos, siéndole justo ostentar el preciado título de ciudadano de América.
Sustraído a las luchas civiles, se interesó por los hechos de nuestra historia con profunda imparcialidad, tanto que en 1905 y 1906 realizó estudios sobre los sistemas de gobierno antes y después de Caseros, dando a luz dos trabajos "Partidos políticos: unitario y federal" y "Del régimen federativo al unitario" tratando de lograr coincidencias bajo la acepción "República" donde proponía una combinación ajustada entre ambas tendencias. La misma orientación tuvo la "Revista Argentina de Ciencias Políticas" (1910 - 1930) iniciada bajo la presidencia de Sáenz Peña.
Tuvo una vida más bien en calma, sin el brillo de la celebridad bulliciosa. Permaneció lejos de la acción política, salvo fugaces actuaciones que sirvieron para señalar aún más la austeridad de su carácter y la dirección idealista de su espíritu.
No lo rodearon las multitudes. Carecía de la pasión dinámica del caudillo, pero poseía la tranquila inteligencia y el patriotismo del estadista.
Rivarola, en ningún momento de su larga y exitosa existencia en Buenos Aires, dejó de recordar a su terruño, por ejemplo el 18 de diciembre de 1912, en su libro "Fernando en el colegio" finalizaría el prólogo diciendo... "Y vuelvo, para terminar, a un pensamiento que me domina: el pasado es amable para quien declina la vida; pero el porvenir es quien nos llama. Escribo estas palabras en la mañana de un día hermosísimo de verano, sin rigor caluroso, el día en que cumplo 55 años y que puedo confesarlos sin temor de haber malgastado su existencia. Me veo en la niñez, en la casi aldea del Rosario, hoy ciudad populosa, símbolo del progreso de la Nación. Veo a mi madre; y la casa y el patio a la sombra del parral... Es una visión que me conmueve; pero antes de media hora me traerán sus augurios mis hijos y mis nietos... ¡ El pasado y el porvenir!

Bibliografía:
Cignoli Francisco: "Rodolfo Rivarola: El americanista y su Rosario natal". Rosario. Fenner,1954.
Lassaga Calixto. Libro de Oro en el 90° aniversario de su nacimmiento.1857-1947. Talleres Gráficos Fenner. Rosario, 1948.
Peña Armando F.:"Rodolfo Rivarola". Diario La Capital en su edición del 18 de diciembre de 1966.

Rivarola Rodolfo. Avenida. Topografía:
Corre de E. a O.desde 6700 hasta 8099, a la altura de Provincias Unidas3100; Campodónico3100.
Se le impuso ese nombre por Ord. N°29 de 1937.
Recuerda al jurista rosarino Rodolfo Rivarola (1857- 1942)
Con anterioridad se denominó Avenida de los Plátanos.