KORN ALEJANDRO (1860 - 1936)

 

Nos dice Emilio J. Corbiére en su artículo "Filósofo de la libertad creadora": "Alejadro Korn fue un sabio, un maestro, fundamentalmente un hombre bueno, amado por sus discípulos y respetado por sus adversarios muy pocos en la vida logran este tipo de reconocimiento y se debe no sólo a su bondad personal, la amistad con sus hijos y alumnos, con sus pacientes como médico y con sus compañeros de militancia e ideas en el campo de la filosofía y en el de la política. Era su naturaleza, su personalidad. No debe creerse, sin embargo, que esta inteligencia argentina fue la de un contemplativo. Por el contrario, toda su vida fue la de un combatiente comprometido en la lucha social a la que brindó sus mejores esfuerzos y esperanzas."

Alejandro Korn había nacido el 3 de mayo de 1860, en el seno de una familia cuyo padre era Adolfo Korn, médico y militar alemán emigrado. Fue el primero de nueve hermanos.

Sus primeros años los vivió en plena llanura pampeana, convirtiéndose en un verdadero paisano, que hablaba alemán, y el francés( instruido por su madre), pero que frecuentaba ambientes gauchescos. Desde siempre quiso captar la filosofía de vida de los distintos espacios sociales.

Fue en su adolescencia, redactor del Anuario Bibliográfico Argentino, que dirigía el Dr. Alberto Navarro Viola, hasta ingresar en 1880, a la Facultad de Medicina de Buenos Aires, donde se graduó con la tesis sobre "Crimen y locura".

La política no le fue ajena, pues después de 1990 se afilió a la Unión Cívica Radical, y desde 1894 a 1897 fue diputado provincial hasta que al año siguiente sería designado director del Hospital de Alienados de Melchor Romero.

Como alega Bernardo González Arrili: "Veinte años cuidando y remediando locos en Melchor Romero le dieron cuarenta oportunidades de ser cuerdo. Entre ellas, una fue la de ahorrar unos pesos y esperar su jubilación. Entonces abandonó la medicina, adquirió una casa en la ciudad de La Plata - calle 60 - y se dio el placer humano de no realizar o cumplir más que aquello que le placiera".

Era hombre de buen humor, optimista y dado a la faena de redescubrir los cauces del pensar filosófico.

Su obra fue una meditación sobre la libertad humana. Comenzó por afirmar que nada puede concebirse fuera de la conciencia, y que, por lo tanto, el mundo externo es un problema. Para el filósofo, la libertad debe ser conquistada como liberación de las necesidades biológicas, sociales y culturales.

Nuestro filósofo, todo un artífice de la palabra en la cátedra de Filosofía y de Ética en la Facultad de Filosofía y Letras, durante casi veinte años, era a su vez el hombre que disfrutaba de los placeres cotidianos como comer con apetito, beber sobrias copas de pisco, tomar mate y hacer placenteras sobremesas familiares.

Trasnochaba bebiendo sabiduría en distintos idiomas, y vertiéndola después en sus publicaciones como "Renovación, valoraciones y Verbum" y en sus obras: "Incipit vita nova"(1918), Esquema gnoseológico" (1924), "El concepto de ciencia"(1926) "Axiología" (1930) y "Apuntes filosóficos"(1934.)

En 1931, a los setenta y un años, cambió de partido político, pues se identificó con el partido socialista, pues consideró que con la destitución de Irigoyen se cernían graves peligros sobre la democracia argentina.

Alertó que la formación de una clara conciencia social sería una panacea para la degradación ética y política que se había instaurado en el país.

Fue en conclusión Korn, más que un filósofo un pensador y un visionario en el mundo de su tiempo, hasta su muerte acaecida en 1936.

 

 Bibliografía:

Corbiére Emilio J.: "Filósofo de la libertad creadora, Alejandro Korn". Revista "Todo es Historia". N°358. Pág. 121 a 123.

González Arrili, Bernardo: "Alejandro Korn". Historia Argentina. Tomo X. Pág. 3683. 0

 

Korn. Pasaje. Topografía:

Corre de E. a O. desde 3000 al 3099, a la altura de Provincias Unidas 200 Bis.

Carece de designación oficial.

Recuerda a Alejandro Korn (1860-1936), considerado como el maestro que más contribuyó en el país a la actualización y renovación del movimiento filosófico.