IPÉ

 

Su nombre científico es Tababuia speciosa. Se trata de un árbol de mediana altura que abunda en las laderas de las montañas de Río de Janeiro. (Serra dos Orgaos y Serra da Estrela).


Por tradición, el árbol y la flor del Ipé es considerada como flor nacional de Brasil, llamada vulgarmente “Ipeda Varagem” o “Ipe Tabaco”. Algunas leyendas aducen que “Ipé” es diminutivo de Ipiranga.


Ipiranga es un río de Brasil, en el Estado de San Pablo. En sus orillas se pronunció el grito de Ipiranga,


Se denomina Grito de Ypiranga o Grito de Ipiranga (por Ipiranga, São Paulo) a la Declaración de la Independencia de Brasil realizada por el entonces príncipe portugués Pedro I de Brasil el 7 de septiembre de 1822.


Pedro I había quedado como regente de Brasil tras el fin de las guerras napoleónicas y la consecuente vuelta del rey Juan VI a Portugal.


Los privilegios que había ganado Brasil mientras acogía a la exiliada casa real desaparecieron con ello, forjándose una alianza entre Pedro I, el nacionalismo brasileño y los sectores progresistas en Portugal.


Tras recibir en Ipiranga correos de Portugal informándole de que las cortes pretendían mantener las relaciones coloniales, Pedro I se rebeló abiertamente, la historia cuenta que desenvainó su espada y exclamó: “¡Independencia o muerte!”.


Este árbol  de carácter histórico, se caracteriza por: su tronco, que presenta una corteza gruesa y agrietada; ramas rollizas, hojas compuestas digitiformes, pecioladas, de cinco a siete foliolos. Pecíolo común achatado en la base y dilatado en el ápice.

arbol.html


Florece en octubre y sus flores, dispuestas en umbelas multifloras, son de un amarillo intenso. Los pedúnculos y pedicelos están levemente cubiertos de pelos polvorientos.

ipe.html


Utilización de la flor de Ipé
Brasil es un país lleno de color, por lo tanto, la utilización de la flor de Ipé en su vida cotidiana es común, por ejemplo, en sus famosos carnavales, esta flor forma parte de la decoración de sus maravillosas carrozas y comparsas.


Predomina en eventos políticos y especiales como ornamento del lugar, así que podrás encontrarla en muchísimas decoraciones, a lo largo y ancho del país.


Reitero, el Ipé, como lo denominan en Brasil, también se encuentra presente en varios países como: Venezuela, México, Centroamérica, Cuba, Paraguay, Bolivia y Argentina aunque con distintos nombres, colores y variantes.


Centrándonos en Brasil, el Ipé es un árbol de flores amarillas de indescriptible belleza. Y más aún cuando lo vemos brillar en el Amazonas, rodeado de las copas verdes de sus vecinos.


Pero esa belleza, como si se tratara de un cuento de hadas, sufre una doble maldición.


En primer lugar, la de su madera, resistente al agua, las pestes e incluso el fuego, que la convierte en un material perfecto para tarimas de exterior y piscinas y en segundo término la de su corteza, que se emplea como potente fungicida y también, aunque sin una base científica que lo confirme, como tratamiento contra el cáncer.

 

Jorge Wagensberg, profesor de la Facultad de Física de la Universitat de Barcelona, impresionado por esta flor agrega lo siguiente: “el Ipê amarillo es el árbol más bello de la creación quizá sea decir  demasiado. Pero no lo es tanto decir que el amarillo de sus flores es el amarillo de todos los amarillos, el amarillo de referencia, la definición misma del color amarillo.”


 […] “tan orgulloso está de sí mismo que florece dos veces al año aunque, eso sí, siempre adelantándose a que broten sus hojas que confundirían el fastuoso espectáculo visual. Pertenece al género Tabebuia que puede presentarse con flores de otros colores: blancas, lilas, rojas, rosas… Todos dan la sensación de ser los colores absolutos, el blanco de verdad, el rojo de verdad.”

Siguiendo con el cuento de hadas, también tenemos brujas y lobos, que en este caso son los taladores ilegales que deambulan por el bosque amazónico beneficiándose de su exterminio.

 

Bibliografía:
Espasa – Calpe: Gr4an Enciclopedia Universal. Buenos Aires, Edición 2005.

Ipe. Calle. Topografía:

Corre desde 6400 hasta 6699 a la altura de Ceibi 6600, paralela a España 6600.

Carece de denominación oficial.
Recuerda al árbol y flor nacional de Brasil.

Rosario y su relación con el árbol de Ipé.
Información tomada del email garciaroke@gmail.com
Riqueza florística de Rosario. Las plantas en las calles de Rosario.

En nuestra ciudad se encuentran algunos ejemplares de Tababuia chrysotricha que vulgarmente llamamos “lapacho amarillo”.

En Avenida Alberdi 800-900; en Avenida Francia1470 y en las calles Castagnino 229; Dorrego 88Bis; 14; 103; 121; 123; 144; 160, 252; 305; 737; Montevideo198; 9 de julio 4609; Tucumán esquina O. Lagos y en los pasajes Barón de Mauá y Guaraní 3089.