ezcauriza carlos german (1890 - ?)

 

La  proximidad  del río fue una de las causas fundamentales del asentamiento y crecimiento poblacional del barrio La Florida y fue Carlos Germán Escauriza el precursor de la idea de un balneario.

Don Carlos nació el 28 de mayo de 1890 en Rosario y se graduó en la Universidad de La Plata como perito nacional en agricultura y ganadería.

 Años más tarde se casó con doña Esposaria Herrera y volvió a su ciudad natal en 1919,  radicándose un año más tarde en los terrenos ubicados en la zona costera entre las calles Buchanan y Pago Largo en el barrio La Florida.

Hasta ese año, la Prefectura Naval prohibía bañarse en la zona norte de la ciudad, en el tramo comprendido entre el arroyo Ludueña y Punta Barranca.

Esa zona sin urbanizar estaba cubierta por una espesa vegetación y –en épocas de bajante- se convertía en un peligro potencial para los bañistas furtivos que se internaban en el río.

Según la familia Escauriza fue por ese motivo que don Carlos – con la ayuda de su mujer y sus 13 hijos -  limpió y desmalezó un sector de la playa frente a su domicilio y el 8 de noviembre de 1928 inauguró el balneario y parrilla. La Peña.

 Asienta el historiador  Vladimir C. Mikielievich:  “La Peña funcionó hasta 1933 porque en base a un pacto entre caballeros como era su padre y el intendente de la Municipalidad de Rosario, el balneario pasó a pertenecer al municipio el que construyó nuevos vestuarios y lo habilitó con el nombre de La Florida”.

El diario La Capital  en su edición del 8 de setiembre de 1996 expresa:

Así empezó la tradición culinaria:

Fue al inaugurar la parrilla “La Peña” que estaba ubicada 200 metros al norte del actual emplazamiento, dentro del mencionado balneario y funcionaba de 8 a 24 hs.

Según refiere una publicidad de aquella época, ofrecían "al distinguido público el más soberbio paraje de la zona, con precios que no admiten competencia, mercadería fresca y de inmejorable calidad.
Atención esmerada por su dueño y personal competente, sombra abundante y comodidades para la familia: música, pista de baile y alegría".

El lugar contaba con escenarios en los que se presentaban payasos, magos, saltimbanquis, payadores y orquestas llevados por Escauriza para entretener a las familias visitantes.

Hacia el balneario público

En septiembre de 1932 el proyecto de Carlos Escauriza del balneario “La Florida”, un manuscrito de más de veinte páginas, fue enviado por la primera Asociación Vecinal del barrio al Concejo Deliberante y también presentado al señor Joaquín Lagos, por entonces director del diario La Capital, donde fue publicado un extracto del mismo en la edición del domingo 25 de septiembre del mencionado año.

El complejo y detallado estudio presentaba  curiosos anexos y no dejando  aspectos sin analizar: materiales, formas de extracción y costos, incluidos los de mano de obra y mantenimiento.

El proyecto contenía  además, las profundidades históricas del río, información sobre inundaciones y los croquis se completan con los dibujos de los árboles que podrían plantarse en el balneario.

 

En 1982 se estaba ejecutando la construcción del Paseo Ribereño y los terrenos donde se ubicaba por entonces la parrilla debieron ser expropiados por el municipio para realizar esta importante obra.

Fue en esos momentos cuando Ezequiel Escauriza (hijo de Carlos E.) juega un papel muy importante en la historia de esta empresa, ya que se debía trasladar la parrilla 30 metros barranca arriba (el lugar que ocupa actualmente) y comenzar de cero.

Junto a esta mudanza se decidió cambiar el nombre de "La Bajada" al de "Tío Kiki" para finalmente años más tarde (1986) se optó por adoptar el nombre actual: "Parrilla Restaurante Escauriza".

Hoy a más de 50 años de su inauguración, sigue en plena vigencia una empresa con una fuerte tradición familiar, muy ligada al río y a el barrio La Florida.

 

 

 

 

 

Bibliografía:

DiarioLa Capital del 8 de septiembre de 1996, art. “Capitel en la Florida”

Escauriza. Bajada.Topografía
Acceso al balneario La Florida, construído en las barrancas del río Paraná por Carlos Germán Escauriza en 1927 con el trabajo personal suyo y de sus hijos. Se encuentra sobre el extremo S de la cortada Ruiz Moreno, en el barrio Escalada.
Carece de designación oficial.

Recuerda al Profesor de botánica y ciencias afines de la Escuela Municipal de Jardinería de Rosario, designado docente  el 1° de mayo de 1918 y que desempeñó hasta 1945.

Fue creador del Balneario La Florida, el primero de carácter público que tuvo la ciudad y que ubicó en el paraje conocido por La Peña, cercano al actual Balneario Municipal La Florida. En 1973 por decreto 47.518 se impuso su nombre al aula de botánica de la Escuela Municipal de Jardineros dependientes de la Dirección e parques y paseos de Rosario.