CURA JORGE C. (1897 - 1951)

Jorge, el primogénito, nació en una modesta aldea de las montañas libanesas el 4 de agosto de 1897. A la edad de dos años fue traído por sus padres a A los Argentina donde los dueños del poder central, que gobernaron después de Caseros, creían lograr con la inmigración un hombre nuevo, un argentino distinto, trabajador laborioso que no tuviera esa vocación indisciplinada que tenía el paisano ofreciendo todas las garantías para prosperar, trabajar, educarse y hasta tener su propiedad libre de toda arbitrariedad o todo abuso.

La familia Cura fue una de las muchas interesas en radicarse en nuestra patria. Estaba dicho que sería imposible "hacerlo comerciante cuando fuera grande- según aspiraciones de su padre - porque falleció cuando Jorge era muy pequeño, debiendo su madre, doña Teresa, afrontar la vida, ayudada recién por sus hijos cuando estos crecieron aunque los dos hermanos desde muy joven demostraron madurez y respeto por su entorno.

Al cumplir la mayoría de edad y habiendo cumplido con la voluntad de sus mayores, su posición económica era abundante en el campo de la industria, creando fuentes de trabajo y producción.

A fines de 1922 comenzó sus actividades la firma denominada "José C. Cura", ingresando tres años después Jorge, quien a pesar de ser vsocio ya de la empresa , no desarrollab actividad personalalguna a causa del alto cargo que ejercía en la Casa Aramburu y Cía. en Canals, FC. Bartolomé Mitre.

Ambos hermanosemprenderíanuna intensa actividad en el negocio, el que bien pronto se halló en franco tren de progresoy engrandecimiento. Su especialidad fue la construcción de artículos rurales y construcción de galpones que aún pueden hallarse en pueblos y estaciones de nuestra provincia.

A raíz de la Segunda Guerra Mundialla declinación de los trabajos de la firma fue sorprendente. Ello acicateó a los Cura impelidos por su tesón a cambiar de rubro, dedicándose de lleno a la laminación de hierro redondo para cemento armado - la que sería contundentemente una de las industrias más eficaces para el país. - de tal manera lograrían triunfar absolutamente en el renglón citado.

De inmediato lograrían expansión comercial con nuevos emprendimientos como Laromet S. R. L. , Eiffel Radio S. R. L.; Bigot Brindisi y Escoda S. R. L.; Compañía de Explotación MadereraS. R. L:, y Fábrica Argentina de Cojinetes como otras otras instituciones financieras que serían fruto del dinamismo realizador de ambos hermanos.

Refiréndome a don Jorgue Cura (porque así lo recuerda el nombre de una calle) era considerado hombre hecho y derecho y consustanciado con la fe cristiana por lo cual valorizaba las necesidades de los trabajadores que encontraban respuestas positivas, - como siempre ocurre - a través de mejoras salariales.

La colectividad de habla árabe y libanesa contaron con su aporte generoso y desinteresado tanto que la Socidad Libanesa lo designó presidente honorario de esa institución y cuando llegó ea nuesrto país,el nombre de Jorge Cura ocuparía el primer lugar en el pensamiento del diplomáticoel Ministro Plenipotenciario del Líbano, doctor Adib Nahas, pensó acreditarlo como cónsul honorario en la ciudad de Buenos Aires o Córdoba.

Simultáneamente contribuyó a la urbanización de la ciudad que le vió crecer y entre los años 1930 y35, desde una banca en el Consejo Deliberante luchó por los intereses de la ciudad.También artistas, poetas e intelectuales hallaron en él aporte desinteresado, haciéndolos conocer a través de su presencia en las presentaciones y tertulias.

La colectividad de lengua árabe en general y la libanesa contaron siemre con el aporte generoso de la familia Cura.

Jorge Cura fue designado presidente honorario de la Sociedad Libanesa y cuando visitara Rosario,el Ministro Plenipotenciario del Líbano, Dr. Adib Nahas su propósito fue nombrarlo Cónsul Honorario de su país ante el nuestro.Hecho fue grandemente acogido por sus compatriotas, vecinos de la ciudad y amigos.

El 15 de diciembre Rosario en esa triste mañana la inesperada noticia de la desaparición de ese hijo que tanto hizo por lsu urbanización y su progreso.

El Sr. Interventor municipal , Dr. José Lo Valvo y el Honorable Consejo Deliberante decretaron los honores correspondientes., resolviéndose imponer su nombre a una calle y a un barrio; homenaje póstumo que se llevó a cabo al año siguiente.

Bibliografía:

Gómex Mario C: "Rosario biográfico". Ediciones Tradiciones Argentinas. Rosario,1955.

Gómez Guadalupe Palacio de :"Hacedores de Rosario". Rosario, 2000.

 

Cura. Avenida. Topografía.

Corre de E. a O. desde 2200 hasta 288, entre las calles Gaboto y Garay, a la altura de Bv. Oroño3100; Ovidio Lagos 3100.

Se le impuso ese nombre por O. 892 del año 1952.

Recuerda a don Jorge Cura , uno de los grandes hacedores de la ciudad.