CRESPO DOMINGO (1793 - 1871)

La Nación Argentina después del 3 de febrero de 1852 con el triunfo en Caseros, comenzaba una etapa de organización institucional correspondiéndole al Gral. Urquiza la ardua tarea de pacificar la familia argentina dividida, y dictar urgentemente una Constitución.


Fue así que sólidos estadistas con clara visión universal que hasta entonces vivían en el silencio de su labor luchando con denuedo en pro del progreso argentino se sintieron convocados.


Entre ellos, digno de exaltar fue don Domingo Crespo, a quien en reconocimiento de sus virtudes cívicas, dinámicas y patriotas el 29 de febrero de 1852, la Junta de Representantes le otorgó el título de "Gobernador Propietario de Santa Fe", comenzando su gestión en circunstancias cruciales para el país y la provincia.


Las arcas provinciales estaban exhaustas y en el interior los escasos fortines no podían aventar las acometidas indígenas, circunstancias nefastas a las que se les sumarían después, los gastos apropiados para convertir a Santa Fe en digna sede del Congreso General Constituyente del año siguiente, 1853.


Durante su gobierno logró regularizar gastos, saldar deudas anteriores, promulgar leyes de arrendamientos de tierras públicas, fomentar la inmigración y colonización y se avanzó en la formación del presupuesto provincial. Uno de sus mayores logros fue organizar la justicia sobre la base de una mayor independencia, respetando los derechos individuales.


Demostró alta calidad de estadista al otorgar el 3 de agosto de 1852 a la Villa del Rosario la honorable denominación de Ciudad del Rosario de Santa Fe, concediéndole todo los fueros y prerrogativas que como tal título le correspondían.
Dos años después, el 13 de agosto de 1854, rubricó un decreto estableciendo la Jefatura Política del Rosario, expresando entre varios ítems que: "el estado de prosperidad, el rápido aumento de población y el gran desarrollo mercantil del pueblo y departamento de Rosario, exigen con urgencia la creación de autoridades locales e inmediatas a la altura de los intereses nacionales y provinciales que hay que proteger allí."


Crespo inauguró el Congreso Nacional Constituyente que sancionara nuestra Carta Magna, el 31 de mayo de 1853 en representación de Urquiza que había salido de campaña. Evidencia ésta de un hombre con capacidad de gestión, ayudado por dos prestigiosos don Manuel.


El 1° de septiembre de 1889, después de prolongadas gestiones de Don Ignacio Crespo, queda habilitada la Estación Ferroviaria de la línea Santa Fe - Reconquista, la cual se sitúa frente a lo que posteriormente sería el pueblo de San Rómulo (hoy Gobernador Crespo).


En 1894 se establecieron las primeras familias y en 1895 se realizaron las primeras cosechas que eran de maní y maíz y se instaló el primer taller de herrería mecánica.


Don Ignacio, en 1897, mensuó, delineó y fraccionó el trazado del pueblo, con la aprobación del Superior Gobierno Provincial, como así también realizó donaciones de terrenos para lo que hoy es la plaza central, el Hospital, Parroquia y demás.


De esta manera comenzó a desarrollarse un pueblo pujante, agrícola-ganadero por excelencia, y que siempre apostó al crecimiento. Pueblo que hoy lleva su nombre.


Había nacido don Domingo Crespo en la ciudad de Santa Fe en mayo de 1793, en tiempos de Juan Pablo López debió emigrar regresando a su ciudad natal cuando asumiera el mando de la provincia Pascual Echagüe.


Crespo dedicó gran parte de su vida a las actividades rurales y financieras aunque éstas no le impidieron colaborar en la obra común de pacificar al país, en efecto cansado del color punzó y de los vítores al Restaurador, no tardando  en enrolarse en la rebelión de Urquiza primero y en su obra civilizadora después.


Murió en abril de 1871.

 

 

Bibliografía:
Zinny Antonio: "Historia de los gobernadores de la provincia de Santa Fe."
Piccirilli Ricardo, L. Romay y L. Gianello: "Ediciones históricas argentina." Tomo I, Bs. As. 1953.

Crespo. Calle. Topografía:
Corre de N. a S. desde 00 al 4200; 4400 al 4900 y 5100 al 5300, a la altura de Córdoba 3200; Bv. Seguí 3200; Av. Uriburu 3200 y Lamadrid 3200.         
Se le impuso ese nombre por Decr. N°21 de mayo de 1889, Ord. 3 de 1905. El D. N° 4670 del año 1977 estableció su prolongación.         
Recuerda a Domingo Crespo (1793 - 1871), hacendado, político y digno gobernador de la provincia de Santa Fe. Durante su gestión el 3 de agosto de 1852 Rosario fue elevada al rango de ciudad.