ALVAREZ BENITO Comandante (1779-1813)

Al crearse el Virreinato del Río de la Plata, la Banda Oriental formaba parte del mismo, por lo tanto Benito Álvarez, quien naciera en Montevideo en 1779, puede considerárselo nacido en nuestro suelo.


¿Quién fue el coronel Benito Alvarez cuyo recuerdo se halla a la sombra de los hombres que jugaron roles fundamentales en la liberación de la Patria?


Era hijo de un militar y se enroló joven en el regimiento de infantería que protegía su ciudad natal.


Se incorporó al ejército organizado por Santiago de Liniers para luchar contra las Invasiones Inglesas al Río de la Plata y fue ascendido al grado de capitán.


Fue tomado prisionero cuando Montevideo cayó en manos de los invasores ingleses en 1807, y fue remitido a Gran Bretaña. Al año siguiente quedó en libertad y se incorporó a los ejércitos españoles durante la guerra contra Napoleón Bonaparte.


Regresó a Montevideo en 1809; desde allí pasó a Buenos Aires, incorporándose como oficial al Regimiento de Patricios.


Tuvo una activa participación en la Revolución de Mayo.


Este militar iniciado en la carrera de las armas en la Reconquista de Buenos Aires el 12 de agosto de 1806, y asistido a la defensa de la ciudad en julio de 1807, por su proceder fue promovido a teniente del 3er. Batallón del Regimiento de Patricios en 1811.


En ese cargo fue destinado a la Banda Oriental, como tropa de asistencia a los patriotas e incorporado a Artigas, junto a Pardos y Morenos a las órdenes del comandante Ventura Vázquez integró un refuerzo de casi quinientos fusiles.

 Luchó en la batalla de Las Piedras siendo reconocido admirablemente por Artigas en el parte de la contienda.


Al día siguiente se iniciaría la toma de Montevideo y el coronel Rondeau le impondría el mando de la vanguardia del ejército nacional y una vez levantado el sitio continuaría en la misma tropa.


De abril a julio de 1812 estuvo en Rosario, hasta enterarse que buques corsarios españoles en la boca del Colastiné estaban asaltando buques mercantes argentinos junto al regimiento del coronel Gregorio Perdriel, lograrían con la zumaca “El Jabonero” interceptar y volver a capturar el botín. Esa embarcación fue decomisada en el Rosario.


En 1813 se destacó capturando varias naves menores en el río Paraná (Combate del río Paraná), al mando de un Cuerpo de Patricios.


 Por esa razón prestó servicios en la Flota Nacional, a pedido de Guillermo Brown, a fines de ese año.


En ese mismo año, dejó su accionar en aguas, pasando al Ejército del Norte donde combatió en la batalla de Salta, destacándose por su valor al frente de un regimiento de infantería, y fue ascendido al grado de coronel.


Se convirtió en uno de los oficiales favoritos del general Manuel Belgrano e hizo a sus órdenes la segunda expedición auxiliadora al Alto Perú.


Combatió en la batalla de Vilcapugio, destacándose por su valor y capacidad de mando. En el avance de la lucha Álvarez fue herido de muerte.

En el hospital de sangre ambulante colocado en medio de las fuerzas y marchando en medio de la noche, con ligeros descansos fallecería a las pocas horas.


Como no había sacerdote, el general Belgrano lo reemplazaría, confesándolo y dándole la absolución de todo pecado en nombre de la patria, ya que no podía darla en nombre de Dios.


Poco es el reconocimiento que nuestra Patria hace a este audaz guerrero, no figurando entre las figuras estelares de nuestra historia.

 

 

Bibliografía:
Piccirilli R. Romay F. y Gianello Leoncio: “Diccionario de Historia Argentina”. Tomo I.

Alvarez   Benito Comandante. Pasaje.  Topografía:
Corre de N. a S. desde el 2300 al 2899 a la altura de Bv. Bouchard 3200.
Se le impuso ese nombre por O. 25 del año 1905.
Recuerda al comandante  Benito Alvarez (1779 - 1813) de activa participación en la campaña del Ejército del Norte a las ordenes del Gral. Belgrano.